El bolígrafo y los dedos, la combinación perfecta


Parece que nos vamos acostumbrando a los entornos multitáctiles, que poco a poco ese gesto de separar los dedos para aumentar una foto de tamaño va calando entre nosotros y seguramente será el gesto con el que estarán más que familiarizados nuestros hijos. Pero yo siempre recordaré la vez que probé el Apple Newton, un dispositivo revolucionario que fue el anticipo de una generación de PDAs que ahora con tanto smartphone, iPad y tablet PC han caído en el olvido. Fue la primera experiencia con una interfaz natural que reconocía (más o menos) mi escritura y con la que podía dibujar. Algo olía a futuro ahí, pero no ha sido un futuro inmediato…

Pero todo el que haya usado una PDA o una tableta gráfica sabe que para escribir o dibujar sobre una pantalla lo más cómodo es un Stylus, un bolígrafo o lápiz electrónico, para entendernos. Y es que los dedos están muy bien, pero a la hora de la escritura o de hacer un dibujo hace ya muchos siglos que la humanidad tomó un trozo de madera medio quemado para pintar en las paredes.

Eso parece ser lo que han pensado en los laboratorios de Microsoft Research a la hora de diseñar este proyecto llamado Deskderity. El lema del proyecto me ha hecho pensar: “todo, incluído los entornos táctiles, son lo mejor para algo y lo peor para otra cosa”, es decir, el futuro de la interacción directa y los interfases naturales es la combinación entre el bolígrafo y los dedos, entre los lápices ópticos y las pantallas multitáctiles.

Así que el proyecto ha desarrollado una aplicación que saca partido a ambos métodos de interacción natural multiplicando las posibilidades de los mismos. Con dos formas distintas de interactuar con una pantalla, se multiplican las formas en las que se interviene con los objetos de las mismas. En el vídeo que acompaña el artículo podemos ver algunos ejemplos muy gráficos.

Como se puede apreciar el entorno multitáctil permite ordenar, rotar y cambiar de tamaño de forma más rápida los objetos que aparecen en pantalla, pero a la hora de trazar líneas o escribir el lapiz óptico es más eficaz. La combinación abre nuevas posibilidades, como la de realizar tareas de recorte, abrir paletas de herramientas y otras combinaciones interesantes.

Aunque esta demostración ha sido realizada sobre Microsoft Surface, lo cierto es que hay dispositivos en el mercado que permiten la doble interacción con dedos y lapiz óptico. Uno de los dispositivos que parece que va a disponer de ese doble sistema es precisamente el dispositivo Microsoft Courier, posible futura competencia del iPad de Apple, al que se podría adaptar el software que aparece en esta demostración.

[El Crédito es para el Autor: Guillermo, MuyWindows]

Publicado el abril 14, 2010 en Noticias Informáticas y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: